Trabaja tu creatividad para el post perfecto

Por todos es recordada la famosa frase célebre del pintor Pablo Picasso, “cuando llegue la inspiración, que me encuentre trabajando”. Una gran verdad. Con trabajo todo es más sencillo y hasta la creatividad llegará a ti cuando la llames.


A la hora de escribir un post para un blog o cualquier texto es importante dar con la idea clave, pero, ¿cómo se materializa esa idea? La creatividad sigue un proceso y unas pautas que puedes y debes controlar.


Preparación



Tienes un problema y necesitas solventarlo. En este caso que nos ocupa, tienes un texto por escribir. Lo ideal es que tengas una estrategia de contenidos previamente definida y en esta etapa te dediques a absorber yrecopilar toda la información que te rodee. ¡Empápate de todo lo que esté relacionado con la temática sobre la que quieres escribir!


Incubación


Cuando ya tienes todo el material sobre el que vas a apoyar las ideas base de tu texto, es importante que lo dejes reposar en tu mente. Deja que se asiente y que tu propio subconsciente haga el trabajo. Es un buen momento para dar un paseo, jugar con tu mascota o practicar deporte. ¡Desconecta!


 


 



Eureka


Tu mente está ya más que preparada para empezar a escribir, aunque necesitas la chispa que te de el empujón definitivo. Un momento eureka. Esta fase, conocida como la de la iluminación, suele tardar poco tiempo en hacer efecto si has trabajado bien en los dos puntos anteriores.


Elaboración


Tienes el tema, te has documentado, has encontrado la motivación, ¿a qué esperas para empezar a escribir? Esta es la parte final del proceso. Un punto que por sí mismo bien merecería otro post para su explicación, pero que realmente no tiene nada de especial: trabajo, trabajo y trabajo.


Se trata de un proceso ideado por Graham Wallas en El arte del pensamiento en 1926. Los cuatro pasos influyen directamente en las áreas del proceso cognitivo que forman parte de la creación. La creatividad es algo espontáneo, sí, pero se puede trabajar. Las ideas flotan, ¿estás dispuesto a agarrarlas?